Educar es lo mismo que poner un motor a una barca, hay que medir, pensar, equilibrar, y poner todo en marcha. Pero para eso, uno tiene que llevar en el alma un poco de marino, un poco de pirata, un poco de poeta, y un kilo y medio de paciencia concentrada. Pero es consolador soñar, mientras uno trabaja, que esa barca, ese niño, esa niña, irá muy lejos por el agua. Soñar que ese navío llevará nuestra carga de palabras hacia puertos distantes, hacia islas lejanas. Gabriel Celaya

jueves, 29 de mayo de 2014

PEPO Y ESTELA

Ya hemos terminado el último libro de los que nos habéis traído después de Navidad.
Esta semana le ha tocado a Daniel de la Iglesia mostarnos el cuento que él había traído "Pepo y Estela". La bonita y romántica historia de una oruga que se enamora de una mariposa, de sus amigos... unos muy optimistas y entusiastas y otros pesimistas y taciturnos. El autor es Horacio Elena, un ilustrador argentino que vive en España.
Finalmente Pepo teje su capullo y sale convertido en mariposa, justo a tiempo de enamorar a Estela.
Por eso, si veis a lo lejos dos figuras del arco iris, veréis que son Pepo y Estela... volando muy agarraditos sobres las flores.
Este miércoles lo representamos en la Biblioteca. Como nos gusta escenificar los cuentos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario