Educar es lo mismo que poner un motor a una barca, hay que medir, pensar, equilibrar, y poner todo en marcha. Pero para eso, uno tiene que llevar en el alma un poco de marino, un poco de pirata, un poco de poeta, y un kilo y medio de paciencia concentrada. Pero es consolador soñar, mientras uno trabaja, que esa barca, ese niño, esa niña, irá muy lejos por el agua. Soñar que ese navío llevará nuestra carga de palabras hacia puertos distantes, hacia islas lejanas. Gabriel Celaya

martes, 5 de enero de 2016

¿QUÉ PIDEN LOS NIÑOS Y NIÑAS DE 5 AÑOS B PARA REYES?

El último día de clase escribimos la carta a los Reyes Magos. La escribimos, intentamos poner nuestro regalo favorito pensando las palabras, también buscamos imágenes en revistas de juguetes, recortamos, coloreamos y como cada año metimos la carta en el buzón de correos que hay en el colegio.
Pero además, nos preguntamos por los niños y niñas que no tienen nada porque viven sin su familia, o en países en guerra, o con enfermedades, y a la vez que fuimos echando la carta, fuimos expresando nuestros deseos solidarios para todos ellos. 
Familias, estoy muy orgullosa de vuestros hijos e hijas, porque desean algo más que sólo pensar en ellos mismos.
¡¡Feliz Día de Reyes!!

2 comentarios: